Unidos en yugo II

No estéis unidos en yugo desigual con los incrédulos, pues ¿qué asociación tienen la justicia y la iniquidad? ¿O qué comunión la luz con las tinieblas?  ¿O qué armonía tiene Cristo con Belial? ¿O qué tiene en común un creyente con un incrédulo? ¿O qué acuerdo tiene el templo de Dios con los ídolos? Porque nosotros somos el templo del Dios vivo, como Dios dijo: Habitare en ellos, y andare entre ellos; y sere su Dios, y ellos seran mi pueblo. Por tanto, salid de en medio de ellos y apartaos, dice el Señor; y no toqueis lo inmundo, y yo os recibiré. Y yo seré para vosotros padre, y vosotros seréis para mí hijos e hijas, dice el Señor Todopoderoso.”

(2 CORINTIOS 6:14-18)

Como aprendimos la publicación anterior titulada “Unidos en Yugo”, nuestra vida está fundamentada en relaciones, tambien vimos como podemos vivir en YUGO IGUAL con Dios y cómo eso afectaría nuestra relación con los demás. Hoy desarrollaremos el YUGO IGUAL pero en relación con nuestra familia, amigos, compañeros, socios, etc. El YUGO IGUAL incluye la asociación, comunión, armonía, tener en común, y estar de acuerdo. Vamos a desarrollarlas un poco más:

  • Asociación: Acción y efecto de asociar. Conjunto de los asociados para un mismo fin.
  • Comunión (Hechos 2:42): Koinonía –sociedad, participación, ayuda, compañerismo.
  • Comunión con Cristo (1 Co. 1:9)
  • Comunión con el Espíritu Santo (2 Co. 13:14)
  • Comunión en el Evangelio (Filipenses 1:5)

No podemos estar en yugo, sin tener comunión.

  • Armonía (Salmos 133:1): Aunque todos somos diferentes, podemos tener armonía.
  • En común: Tener parte o participación en lo mismo.
  • Acuerdo: Estar en el mismo propósito y una misma visión. (Amós 3:3)